Breve historia de la precaria Ana Joaquina – capítulo 1

Cada día que me despertaba en el convento de las monjas era el mismo día; cada mañana que acordaba en mi cama era la misma cama. Me sometía a la rutina como otros se someten a una enfermedad crónica: con una resignación anestesiada y hasta cierto punto confortable.

¿Era feliz yo en estos días de niebla?

Una vez una compañera de clase me dijo: “tu madre era una puta”.

“¿Cómo?”, le pregunté.

“Que tu madre era una puta. Eres una hija de puta”

“¿Es eso verdad?”, insistí.

“¿No lo sabes?”

Para qué diría nada: el resto de la clase hizo corro a nuestro alrededor, y empezó a cantar: “Puta, puta, tu madre era una puta”.

Así que le di un puñetazo en la nariz a la primera chica, la que lo había empezado todo, y cuando cayó al suelo seguí dándole puñetazos y bofetadas y tirones de pelo. En realidad no me sentía insultada, solo quería saber si lo decía simplemente por decir, o si tenía alguna información sobre mi genealogía. Y ni siquiera eso lo quería saber con mucho interés, porque al fin y al cabo, puta o señora, dama o vagabunda, mi madre era mi madre y había decidido dejar de serlo, así que a mí qué se me daba.

Luego vino una de las monjas, sor Concepción creo que fue, nos separó y nos castigó a las dos, aunque a mí menos, porque a alguien que no tiene nada ni quiere nada, casi nada le puedes quitar.

Sí, definitivamente creo que nunca he sido tan feliz como en aquellos días de mi infancia solitaria en el convento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.