Aclaración

Cuando hablo de Alicia, miento. Alicia es un producto sublimado de mi imaginación y mi experiencia. Nunca he tenido ninguna novia llamada Alicia, y aunque seguro que hay más de una Alicia española estudiando portugués en Lisboa, yo no las conozco, a ninguna de ellas. Nunca he buscado piso en Graça. No he cortado ocho veces con la misma mujer. No hay ninguna mujer que yo conozca que nunca hable de sus primos. En otras palabras, Alicia no existe.

Cuando hablo de Luckas, miento. Yo nunca he trabajado en Madrid, nunca he salido de una reunión de departamento y me he ido de cervezas con un colega polaco. Conocí a un Luckas en Limerick, pero era un alumno, no un compañero de departamento. Es verdad que, como el Luckas del relato, era inteligente, educado, trabajador, políglota. Pero no estaba casado con una mujer guapísima ni tenía hijos. Luckas, del que hablé aquí, no existe.

Cuando hablo de Santi, miento. Yo no me llamo Santi aunque me llame Santi. Aunque haya nacido en Bilbao, aunque trabaje en Lisboa, aunque haya vivido en Irlanda y en Escocia y en Nueva York y en Rumanía, todas estas cosas son mentira cuando las escribo en el blog. En el momento en el que Santi se transforma en Santi, deja de ser real. Santi no existe.

Todo lo que he escrito en este blog es mentira. Todo lo que escriba en este blog a partir de ahora es mentira. Hasta las fotografías que incluya en este blog son mentira. Este blog no existe.

Anuncios

6 pensamientos en “Aclaración

  1. El leer relatos fantásticos me engancha desde siempre -soy novelera desde bien pequeña-.
    Conocer al inexistente Santi me agrada -tanto como ser amiga de Ayla y Jondalar, por ejemplo-.
    Creerme o no lo que leo… eso es cosa mía. (¿Qué puede decir alguien que espera saludar un día en persona al capitán de la flota estelar Jean-Luc Picard?).
    Que vale, que esto es como el Nadie de Ulises…

    • Mmm, ¿autoafirmación de la personalidad, tal vez?
      Yo existo, Guillermo, y te leo como leo a No-Santi.
      Luego si existo y te leo, existes y existe tu comentario.
      (Uisssss, qué mal sientan los principios de curso… qué metafísicos… a ver si llega ya noviembre y podemos decir que todo existe como debe y se halla cada cosa en su habitual rutina).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s