Historia que no

Cómo viene el metro hoy por qué será a ver si consigo un asiento que pero no va a estar difícil y no me he traído un libro y ahora tengo tiempo para pensar que no me vendrá mal ando desde ayer que vivo que no vivo porque sí el médico dijo que los resultados de los análisis no son positivos y que hay que seguir haciendo más pruebas pero bueno eso ya lo sabía yo la verdad no sé ahí está otra vez esa mujer del anuncio qué ojos qué piernas qué bikini qué será lo que tengo en el hígado entonces no lo entiendo en el trabajo me han apoyado mucho eso está bien ya me imaginaba pero hasta que no uno no sabe nunca si a pesar de todo soy optimista antes hablaba con Elenita y se lo decía le decía Elenita yo creo que no es para tanto yo creo que de esta salimos y juntos mejor que separados ahí está cómo lo hace la mujer del anuncio si estaba en la parada anterior ahora está aquí cómo lo hace qué ojos qué piernas y además en bikini Luis en cambio se echó a llorar el muy idiota se echó a llorar como si ya estuviera todo perdido Luis siempre ha sido un poco así un poco moñas por decirlo de alguna manera no sé por qué seguimos siendo amigos es la mía no no es la mía todavía a papá y mamá mejor no se lo digo hasta que haya algo seguro que si no ya tenemos el drama montado y que si ya sabía yo con esa vida que llevas que si esa mujer que tienes no te cuida que si trabajas demasiado y ahí está la mujer no voy a mirarla me pone nervioso mirarle los ojos las piernas el bikini en el trabajo me apoyaron mucho todos menos el Roberto que se me quedó mirando como si me estuviera inventando esto para no tener que trabajar y no qué más querría yo que trabajar sin tener este cansancio que me persigue que no me lo quito de encima como un saco de ladrillos Elenita hay veces que parece que tampoco me cree que también piensa que me lo invento por eso fue casi un alivio que el médico dijera que los resultados no eran me está mirando me está mirando a mí me está mirando seguro la mujer del anuncio ya no hay duda me está mirando voy a apartar la mirada porque me está poniendo enfermo ya falta menos Luis me volverá a llamar mañana y se volverá a echar a llorar porque Luis es así un poco moñas no como el jefe pero casi prefiero lo del jefe que por lo menos me dio un apretón de manos y me dijo para lo que necesites aunque sé que no lo dice de verdad y que si tienen que operarme es muy probable que me quede en la calle porque las cosas son así no es legal pero es así y esto Elenita tampoco lo entiende solo lo entendemos yo y la chica del anuncio que tiene una sonrisa muy bonita seguro que es una mujer muy inteligente tiene pinta será de Estonia o de Letonia o de Georgia o un país así donde hay chicas bonitas de ojos bonitos qué será lo que tengo en el hígado qué será por dios qué será y si esta es la última vez que cojo el metro y si la chica de los ojos del anuncio es la última chica que me sonríe en mi vida me ahogo me ahogo necesito salir menos mal que esta ya es mi parada no puedo esperar a llegar a casa y darle un beso a Elenita y creo que me voy a echar a llorar como Luis creo que yo también siempre sido un poco moñas adiós chica del anuncio ah aire.

Anuncios

Un pensamiento en “Historia que no

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s