José Rodrigues dos Santos: El Códice 632

Idioma original: portugués
Título original: O Codex 632
Año de publicación: 2005
Valoración: Si no tienes nada mejor…

Va otra entrada que podría ser de Un libro al día, pero que publico aquí, pues porque me apetece. Cuando me vine a Lisboa, yo no sabía quién era Rodrigues dos Santos. Me habló de él un amigo de Bilbao que también está aquí con una beca posdoc, me dijo que era algo así como el Dan Brown portugués, así que me animé a comprarme uno de sus libros (este), porque las novelas tipo Dan Brown suelen ser fáciles de leer en cualquier idioma. Y bueno, la verdad es que he recibido prácticamente lo que esperaba, aunque como novelista creo que el bueno de Rodrigues do Santos queda un poco por debajo del bueno de Dan…

En realidad, es injusto analizar toda la novela en bloque, porque más bien se trata de un pegote de elementos distintos, así que es mejor despiezarla:

  • La parte de investigación histórica (en torno a la figura de Colón y su origen) es lo mejor de la novela con diferencia. A mí me ha parecido interesantísimo (aunque asumo su ficcionalidad) todo el proceso de búsqueda de fuentes, contraste de informaciones, evaluación de la fiabilidad de los informantes, análisis de documentos (respetando incluso la máxima archivística de que, siempre que sea posible, hay que acudir a los originales y no fiarse de las copias…). Eso sí, la conclusión (no contaré mucho por si alguien va a leerla) está claramente dirigida a un público portugués, y no me extrañaría que a algún espíritu sensible español le resultara incluso ofensivo el modo en que Rodrigues dos Santos retrata a los castellanos…
  • La parte de novela de aventuras es flojísima, casi inexistente. Sí, hay unos malos malísimos y poderosísimos, y la novela se abre con un asesinato; pero no hay las persecuciones, amenazas, bombas a punto de explotar, conspiraciones globales, alta tecnología, etc., que encontramos en otras novelas del género. Me hace mucha gracia, por cierto, que los americanos se expresen en perfecto portugués, salvo cuando van a decir un taco, que entonces lo hacen en perfecto inglés.
  • La parte de novela sentimentaloide (que aparece también en casi todas las novelas de Dan Brown) es sencillamente patética. La relación con la mujer es irreal, y el modo en que se describe la relación del matrimonio con su hija -que tiene síndrome de Down- más irreal todavía; por no hablar de la relación erótico-festiva del profesor Noronha con su alumna sueca (¿de dónde si no?), que está tan sobrecargada de tópicos que resulta por momentos graciosísima, y por momentos da ganas de tirar el libro por la ventana.
  • A todo lo anterior hay que añadir, además, las digresiones del autor, al que parece que le duele dejar de incluir hsata la más mínima información que ha aprendido documentándose para la novela; pero claro, como dejar que el narrador suelte el rollo queda mal, muy demodé y muy pre-pos-moderno, hace que sean los personajes los que tengan amenísimos (y verosimilísimos) diálogos de cinco páginas sobre temas tan “normales” como la filosofía de Foucault, el Monasterio de los Jerónimos o la gastronomía sueca (temas que luego no tienen ninguna relevancia para el desarrollo de la novela, claro). Otro ejemplo son las descripciones que hace de los lugares a los que viajan sus personajes, que parecen sacadas de una guía turística -y tal vez lo estén-, como cuando el protagonista viaja a España y se toma un almuerzo ligerito a base de mejillones a la marinera, salpicón de marisco, jamón serrano, albóndigas, patatas bravas, ensalada de pimientos rojos y fritura de pescado, queso manchego, pan y como postre (cómo no, qué otro postre iba a tomar en España), churros. Me jugaría algo a que si lees la sección “Gastronomía” de la Guía Michelín, aparecen todas esas cosas…

En fin, El Códice 632 no es una lectura espantosa, porque hace pasar el rato (como prueba, ya me he empezado el segundo de la serie del profesor Noronha, A Fórmula de Deus); pero literariamente es incluso peor (más tópica, más repetitiva, menos seductora) que la de Dan Brown. ¿A quién se la recomiendo? Sólo a quienes, como yo, quieran leer algo facilito en portugués; bueno, y también a quienes ya se hayan leído todos los demás libros que existen en el mundo.

Anuncios

4 pensamientos en “José Rodrigues dos Santos: El Códice 632

    • Porque se lo merece… Y el siguiente, La Fórmula de Dios, que ya me lo estoy terminando, es todavía peor: el supuesto “enigma criptográfico” es un MacGuffin con todas las de la ley; las digresiones (en este caso, sobre física cuántica y teología barata) ocupan el 80% de la novela, y encima contiene una de las escenas de sexo más cursimente descritas que he leído nunca (dignas de las novelas rosas que traen un maromo luciendo pectorales en la portada).

      En fin, que estoy dudando si leerme la tercera novela de la serie, o pasar ya a “literatura seria” en portugués…

  1. Pues yo acabo de terminar Veinte años después y me estoy empezando El vizconde de Bragelonne, así que por ahí no me lías. Ya publicaré la crítica.

    Y por cierto, admito comentarios en el blog, que os estiráis menos que….

  2. Las fontes y inspiracion de “El Codice 632” estan en “Colombo” Portugues – Provas Documentais de Mascaranhas Barreto ediciones Nova Arrancada 1997.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s